INIA logró establecer un eficiente control contra los molestos jerjeles en Arica

INIA logró establecer un eficiente control contra los molestos jerjeles en Arica

Su nombre científico es Simulium escomeli, y forma parte de los conocidos simúlidos  más conocidos como “jerjeles”, un mosquito famoso por ser una fastidiosa plaga. El Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA) logró reducir su presencia en un 98% en la región, mediante un eficaz sistema de control biológico, que además es amigable con el medio ambiente.
Por Federico Bierwirth, periodista INIA La Platina

Hace tres años, ir al valle de Lluta era sinónimo de conocer los misteriosos petroglifos junto a las rústicas aldeas aledañas, en medio de montañas y una sorprendente vegetación. Como contraparte, también significaba enfrentar a los molestos jerjeles, insectos que abundan en humedales y lechos de ríos y que se caracterizan por sus temidas picaduras. Un problema histórico que afectaba a la agricultura, turismo y población del valle. Por ello, el Gobierno Regional de Arica y Parinacota decidió tomar cartas en el asunto financiando el programa “Control de Simúlidos Hematófagos en la Provincia de Arica”, el cual fue ejecutado por el Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA) y que tenía como objetivo contribuir al mejoramiento de las condiciones ambientales para el desarrollo de las actividades agroproductivas de los valles de Azapa, Lluta, Camarones, Caleta Vitor y Chaca.
Hoy, luego de tres años de trabajo, se logró reducir la presencia de este mosquito en un 98% en la región. Según datos entregados por INIA, en abril de 2014 se podían encontrar hasta 836 larvas de jerjeles, en promedio, en una roca de tamaño mediano. Hoy ese número es igual a cero. ¿Cómo se logró el control de esta molesta plaga?
Al iniciar el proyecto, profesionales de INIA determinaron que los focos de generación de los jerjeles estaban principalmente en los valles de Lluta y Camarones, identificando además las especies presentes en las zonas afectadas. De esa manera, se buscó implementar un manejo integrado para su control, que fuese sostenible en el tiempo y que estuviera determinado por su efectividad y el grado de satisfacción de los beneficiarios.
Finalmente, la estrategia implementada fue el uso de un bioplagauicida producido por una bacteria entomopatógena Bacillus thuringiensis var. Israelensis, específica para este grupo de insectos, que permitió establecer un sistema de control absolutamente amigable con el medio ambiente y sin utilizar ningún tipo de plaguicida convencional.
Por otra parte, se realizó un programa de difusión y transferencia con manejo integrado de jerjeles, con capacitación a pobladores, trabajadores, profesores y alumnos, dado que resulta fundamental que los dueños de parcelas por donde pasan canales, drenes, bocatomas y vertientes, realicen limpieza de las malezas a lo menos dos veces al año, de manera de evitar focos de crianza. De esta manera, en el valle de Lluta se alcanzó un control del 100% de la población de larvas, mientras que en Camarones se llegó a un 95%, lo cual deja en evidencia que el trabajo continuo y sistemático es clave para lograr el control eficiente de esta plaga.
Iván Matus, Subdirector Nacional de Investigación y Desarrollo de INIA, destacó el impacto positivo que está teniendo este programa en los valles afectados. “Este es un trabajo muy importante, tanto para la región, productores, y por supuesto para INIA que está aportando su conocimiento y tecnología a través de los especialistas que están en la región de Arica. El efecto que genera esta iniciativa es válido para la productividad del rubro agrícola y también para la salud de la población. Si bien el 95% de los temas que aborda INIA están relacionados a la parte agrícola, también hay otras áreas donde podemos aportar al bienestar de las personas, en este caso productores, pobladores y turistas”, afirma Matus.
En tanto, Miguel Saavedra, Seremi de Agricultura de la región de Arica y Parinacota, sostuvo que “este programa nos permite como Gobierno hacer un control selectivo y que sea importante para la tranquilidad en la vida de las personas, de los animales y para las empresas agrícolas. Esto ha sido un avance muy importante gracias a los recursos del Gobierno Regional y al aporte técnico de INIA”, añadió la autoridad.
Por su parte, Patricia Estay, Coordinadora Nacional del Programa de Sanidad Vegetal de INIA y Directora de este proyecto, explicó las claves que lograron establecer el exitoso sistema de control. “Las técnicas del manejo integrado de plagas comienzan reconociendo cuál es la especie que queremos controlar y cuáles son los períodos donde tiene mayor susceptibilidad. En el caso de los jerjeles es su estado larvario y es ahí donde enfocamos el control. Después están las estrategias de manejo, que fue identificar cuál herramienta podía provocar la mayor mortalidad en el corto plazo sin afectar la fauna acuática y terrestre. Así se identificó al controlador B.thuriengiensis variedad israelensis, y el control de malezas como las practicas más eficaces para su control”, sostuvo la entomóloga.
Asimismo, Liliana Trigo, Presidenta de la Asociación Gremial de Agricultores del valle de Lluta, reconoce que el ánimo de los trabajadores ha cambiando y que se ha notado el aumento en el turismo en la zona. “Este era un eterno problema para nosotros. Anteriormente, en el valle de Lluta se hacían fumigaciones masivas con venenos que mataban a otro tipo de animales como pejerreyes de río, camarones y libélulas. En cambio, con control biológico se puede lograr exterminar solamente a los jerjeles y no otras especies. En el sector turismo se ha visto un aumento porque ahora las personas van con ánimo a pasar el día en el valle de Lluta y sin ninguna picadura. En relación al sector agrícola, la mano de obra ya no nos cobra tan caro, antes nadie quería trabajar, pero hoy trabajan igual que en otros valles de la región”, añadió la dirigente.
El programa “Control de Simúlidos Hematófagos en la Provincia de Arica”, fue aprobado por el Consejo Regional de Arica y Parinacota y tuvo tres años de duración. La iniciativa logró controlar la plaga de simúlidos o jerjeles hematófagos cuyos efectos adversos se extendían transversalmente en la provincia de Arica. Los detalles de esta metodología puedes encontrarlos en el boletín número 344 de INIA  y en la página web www.simulidos.cl.



Comentarios

Entradas populares de este blog

Proyecto INIA impulsará la producción de insectos benéficos en liceos agrícolas de la Región del Maule

En dependencias de la Casa del Campesino, en la comuna de Carahue, se realizó una reunión técnica para analizar los primeros avances del proyecto “Mejoramiento y rescate del recurso genético valioso del poroto Manteca”

El Tiempo para mañana sábado 12 de agosto de 2017

Diputados aprueban establecer el primer lunes de octubre como el Día del Feriante

Senado: En sesión/taller debatieron “el mejor camino” para terminar con la brecha salarial entre hombres y mujeres

El equipo de vóleibol damas del Colego Alemán de Temuco obtuvo el segundo lugar en el Campeonato Liga Naciones que se realizó desde el 4 hasta el 6 de agosto en el Gimnasio del Colegio Alemán.