España: conductor estaba al teléfono con Renfe. La conclusión surge del informe del Tribunal Superior de Justicia de Galicia en base a las investigaciones del contenido de las “cajas negras” del tren.

El maquinista estaba hablando por teléfono con personal de la compañía ferroviaria Renfe, en el momento en que el tren de Alvia descarriló a 153 kilómetros/hora en la fatídica curva de A Grandeira, el pasado miércoles 24 de julio en Angrois, en los accesos a Santiago de Compostela.

La conclusión surge del informe del Tribunal Superior de Justicia de Galicia en base a las investigaciones del contenido de las “cajas negras” del tren.

Según la investigación, el conductor Francisco José Garzón estaba hablando con quien parece ser “un controlador” de Renfe y consultaba planos o documentos de algún tipo informan los medios de prensa españoles.

El maquinista declaró que no sabía claramente en que zona estaba corriendo el tren en el momento del accidente.
 
La zona por la que transitaba el tren de alta velocidad tenía establecido un límite de 80 kilómetros por hora, pero la información que surge de las investigaciones revelan que el tren transitaba 192 kilómetros por hora y que el maquinista llegó a aplicar los frenos, aunque no pudo evitar que descarrilara cuando todavía corría a 153 kilómetros por hora.
 
El ruido de fondo que se escucha en la grabación de la caja negra se puede identificar como que el maquinista estaba manejando papeles, ya fueran planos o documentos. El accidente dejó un saldo de 79 personas muertas y decenas de heridos.




Comentarios

Entradas populares de este blog

Chileno Lucas Wilhelm destaca en el mundial de faustball sub 18 que se está realizando en Roxbury, Nueva Jersey, Estados Unidos

Buzos de la Armada apoyan retiro de más de una tonelada de basura en el Lago Llanquihue

GIULIANA RAGGIO: LA NUEVA PROMESA DEL FAUSTBALL ARGENTINO